En el pasado mundial de fútbol muchísimas cuentas en twitter fueron cerradas o bloqueadas de manera temporal por la violación de los derechos de autor.

A través de modernas aplicaciones, los propietarios de los derechos de imágenes reportaban por ejemplo a Twitter cuáles usuarios estaban utilizando sus videos sin su consentimiento e inmediatamente eran bloqueados.

Esto se ha convertido en un dolor de cabeza para los influencers o usuarios de las redes sociales del común, pues si bien es cierto el soporte de Twitter notifica sagradamente el inconveniente presentado, no existe una retroalimentación fluida para que el problema sea superado.

Existe una normatividad bastante amplia sobre el tema de los derechos de autor y paralelamente también se libra una dura lucha por un internet libre y por ende sus contenidos.

Hace poco Wikipedia suspendió temporalmente sus accesos ante la amenaza del Parlamento Europeo de aprobar un polémico proyecto de ley sobre derechos de autor. Este portal es uno de los más consultados en el mundo y ante el peligro de restringir sus contenidos prefirió hacer una pausa.

Es sumamente complicado saber cuándo una foto o un video son restringidos o no pueden utilizarse ampliamente por estar protegidos por los derechos de autor.

No solamente en los portales web sino en la aplicación de whatsapp circulan miles y miles de contenidos con textos, videos y todo tipo de material. ¿Cómo sabe uno si esos materiales están protegidos?

Para algunos expertos, estos videos o fotos deberían tener a lo que llaman una “marca de agua” o en la parte inferior derecha un mensaje que advierte que el material está protegido.

Para el caso de Colombia también se reportan muchos inconvenientes con algunas transmisiones deportivas que se emiten por la televisión por cable. Ni a los periodistas les permiten tomar fotos en partidos y subirlas a las redes sociales y mucho menos hacer transmisiones ni siquiera por Facebook.

Si bien es cierto hay derechos de transmisión debería existir un límite, pues es injusto que un aficionado que vaya al estadio no pueda tomar una foto de un partido o tomarse una selfie con su celular, pues hay un serio riesgo que su cuenta de twitter sea bloqueada por solicitud del propietario de los derechos de transmisión.

Otro tema es que esa foto o breve video que tome un periodista o aficionado tenga fines comerciales. En ese caso sí debería existir una sanción, pues no se puede “explotar” comercialmente estos videos.

Hay mucha tela por cortar en este tema, por cuanto los gigantes de los medios cada vez intentan bajo todo tipo de estrategias restringir a los chicos y tener material exclusivo para sus espectadores. Más de tecnología en www.luchovoltio.com

También puedes leerme en:

http://www.elpaisvallenato.com/2018/08/13/videos-y-materiales-con-derechos-reservados-dolor-de-cabeza-en-twitter/

http://emisoraatlantico.com.co/tecnologia/videos-y-materiales-con-derechos-reservados-dolor-de-cabeza-en-twitter/

http://www.zonacero.com/?q=opinion/videos-y-materiales-con-derechos-reservados-dolor-de-cabeza-en-twitter-111890

https://seguimiento.co/opinan-los-expertos/videos-y-materiales-con-derechos-reservados-dolor-de-cabeza-en-twitter-16835

http://diariolalibertad.com/sitio/2018/08/15/videos-y-materiales-con-derechos-reservados-dolor-de-cabeza-en-twitter/

 

Anuncios