Por Luis Rodríguez Tamayo

La reproducción de videos, música en línea y video llamadas tienen contra pared la calidad de la telefonía celular en Colombia. La infraestructura actual se ha quedado atrás ante la demanda creciente de celulares que inundan el mercado colombiano.

Si bien es cierto el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, MinTIC, ha venido trabajando con la Agencia Nacional del Espectro, ANE, en compañía de Proveedores de Servicios de Telecomunicaciones Móviles, PRSTM, en labores de medición de la calidad, aún persisten las falencias, no solo en Bogotá, sino en diferentes rincones del país.

Hasta el mismo Presidente de la República, Juan Manuel Santos se ha quejado públicamente de las deficiencias de la telefonía celular en el país.

Ante esta situación se han incrementado las sanciones, seguimientos y hasta se implementó por parte del MinTic una App para que los colombianos puedan verificar la calidad de su servicio de telefonía celular y reportar las quejas ante los diferentes operadores.

De acuerdo con el último informe de la Superintendencia de Industria y Comercio, SIC, el sector de la telefonía móvil recibió en promedio 184.356 de PQR´s diarias. Para el caso de Comcel (Claro) se reportaron 138.787; Colombia Telecomunicaciones,  con 25.900; Virgin Mobile Colombia, 8.929; Avantel,  3.960; Colombia Móvil, 3.766; ETB registró 2.168; Almacenes Éxito, 806 y UFF Móvil reportó 40 peticiones, quejas y recursos diarias. Vale la pena aclarar que estas cifras corresponden no solo a la calidad, sino también a temas referentes a la facturación y reposición de equipos, entre otros.

En el otro lado de la orilla están las empresas de telefonía celular, las cuales se quejan de las restricciones que aún existen a lo largo y ancho del país para la instalación de antenas de telecomunicaciones.

De acuerdo con los estudios de Asomóvil, se requiere la instalación de alrededor de 7 mil a 10 mil antenas que permitirían mejorar el servicio de voz y datos para los usuarios de telefonía celular.

El mayor reto de las empresas de telefonía celular para colocar las miles de antenas que faltan no solo son los permisos de las alcaldías y autoridades ambientales, sino convencer a las comunidades que esta infraestructura no ofrece riesgo a la salud.

Sobre el particular, la Agencia Nacional del Espectro (ANE), en el 2015 hizo 27 millones de mediciones que muestran que en el país se cumplen los límites de intensidad de campos electromagnéticos para las antenas.

Todo esto implica en que mientras el MinTic exige calidad a la telefonía celular, las empresas se quejan que las alcaldías aún no otorgan los permisos de manera rápida e igualmente se enfrentan con la oposición de las comunidades para colocar las antenas.

Finalmente es importante señalar que se requiere trabajar en las ampliaciones de cobertura. En las vías como Barranquilla-Cartagena; Barranquilla-Ciénaga y Santa Marta-Riohacha, a pesar de su importancia estratégica hay deficiencias de señal o simplemente no existe, lo cual no permite a los usuarios de las diferentes empresas comunicarse.

PD: Esta columna fue publicada en el Diario La Libertad de Barranquilla el 14 de noviembre de 2016 http://lalibertad.com.co/dia/2016nov14/co1.html

lrodriguezt@hotmail.com

@luchovoltio

Anuncios