Por Luis Rodríguez Tamayo

Las apps o aplicaciones móviles están en una senda de crecimiento muy importante en Colombia. De acuerdo con estudios realizados por expertos este mercado genera alrededor de 83 mil puestos de trabajo. La ciudad de Bogotá lleva el liderato con el 61,6% de la creación de aplicaciones; Medellín, 23,9% y las otras ciudades con el 14,5%.

Igualmente, el 85% de las aplicaciones son desarrolladas sobre la plataforma Android que tiene mayor penetración en el país.

Si bien es cierto es un negocio en aumento, este depende en gran medida del alcance de la aplicación, el nivel de entretenimiento, que sea atractivo y sobretodo funcional. Aproximadamente 9 de cada 10 personas ya cuentan con un smartphone y por ello la importancia de las app. Para el caso de Waze, es una aplicación de tráfico basada en la información que entregan los mismos usuarios sobre el estado de las vías, represamientos y hasta alerta de las cámaras de control de velocidad.

Todos están en la moda de las app. Las usan en las universidades para comunicarse con su comunidad educativa, en colegios, empresas, aerolíneas, taxis, servicios de domicilios, equipos de fútbol, en fin. Hoy todos los que tienen un celular seguramente contarán con una serie de aplicaciones en su móvil.

Los desarrolladores de aplicaciones han logrado “solucionarle la vida” a muchos, pues también hay app para escuchar emisoras, descargar videos, hacer transmisiones, jugar y hasta hacer un control de la rutina de ejercicios.

Es tal el auge y penetración de estas aplicaciones que en el Atlántico, muchas empresas le apuestan a un app para sus eventos como Carnaval S.A. Todos los años actualiza su app, en la cual los barranquilleros y miles de visitantes pueden tener información online de la programación de sus actividades, transmisiones vía streaming a través del celular y hasta música carnavalera gracias al desarrollo de la firma Emdiem Laboratorio Creativo.

Las ideas y desarrollo son muchos, pero el reto de los ingenieros es crear aplicaciones estables, es decir que no se cierren abruptamente o que no generen errores. Además, las mismas deben ser livianas y correr sin contratiempos en el celular, pues existe el riesgo que simplemente el usuario las borre.

En este sentido, el gobierno nacional viene desarrollando una serie de estrategias en diferentes ciudades del país para fomentar la creación de aplicaciones entre los profesionales egresados de las universidades con carreras afines a la tecnología.

Gracias a este esfuerzo, son muchas las empresas tanto en Bogotá, Medellín, Cali, Bucaramanga y Barranquilla que se han especializado en la creación de aplicaciones y portales web.

En la medida que exista la oferta de buenas apps o aplicaciones, siempre se tendrá una demanda importante para la descarga de las mismas que genere ingresos para sus desarrolladores.

Escríbeme a lrodríguezt@hotmail.com

PD: Esta columna fue publicada en el Diario La Libertad de Barranquilla el 31 de octubre de 2016 http://lalibertad.com.co/wp/2016/10/31/el-negocio-de-las-apps-genera-83-mil-puestos-de-trabajo-en-colombia/

Anuncios